Resulta curioso que en el primer post donde os daba la bienvenida al blog de Francesc Robert Ribes, contara que la motivación del blog fueran los nuevos proyectos que pretendo abordar en un momento que considero crucial: a las puertas de la cuarentena, y que lo continúe con algo tan a priori, superfluo (pero superútil) como contaros las mejores rutas en bicicleta de Mallorca.

Bien, este tipo de contrariedades también forman parte del caos que es esta página sobre Francesc R.R. Y es que como bien sabréis los que en alguna ocasión os habéis abierto un blog sin más pretensión que la de mostrar vuestras vivencias e inquietudes, mejor no forzar. Y hoy realmente lo que me apetece es contaros cuáles son a mi parecer (y totalmente testadas), las mejores rutas en bicicleta por Mallorca.

Esto también os servirá para que aquellos que no me conocen, sepáis de mis pasiones, entre las que en un primer lugar muy disputado se encuentran las bicicletas.

Las mejores rutas en bicicleta por Mallorca de Francesc Robert Ribes

Perdonad el detalle casi egocéntrico del “de Francesc Robert Ribes” pero quería detallar que son rutas que me han acompañado muchos días a lo largo de mi vida. No es este post una especie de resumen de lo que encontraréis en Wikiloc si hacéis la búsqueda “rutas Mallorca”, sino retales de mi vida desde que mi padre me regalara mi primera bici, desde las salidas hacia el puerto de Sóller de la familia Robert Ribes al completo y las posteriores escapadas solo con mi hermano, hasta ahora, cuando cada vez que tengo la oportunidad y quiero escapar del estrés o simplemente sentirme bien conmigo mismo, cojo mi Orbea y pedaleo con el Mediterraneo como el mejor escenario posible.

Coll de Sa Creu

Comienzo con el más recurrente y el que supone una estupenda rutina tanto de entrenamiento como desestresante si vives en la misma Palma de Mallorca.

Muy popular entre los ciclistas de la capital por su cercanía y accesibilidad, nos permite acceder en poco más de 5 kilómetros de subida a uno de los mejores balcones de la ciudad.

Se accede a la ruta, perfectamente marcada, desde l’Antic Camí de Gènova, donde al llegar al doble nudo que sobrepasa la vía de cintura no tenemos más que seguir rectos por una tranquila carretera asfaltada rodeado de árboles y vegetación.

Personalmente me detengo en su punto más alto y vuelvo por el mismo camino disfrutando la bajada, pero si queréis echarle más tiempo a la ruta podéis continuar hasta Calviá o realizar una circular entrando a Palma de nuevo a través de Es Secar de la Real.

Francesc Robert tomando una de las curvas hacia el Pantà de Gorg Blau

 

Port de Sóller – Pantà de Gorg Blau

Mi siguiente ruta recomendada es todo un clásico, pero tal como ya os he relatado, me supone tantos recuerdos y tantos sábados en familia, con amigos y momentos tan inolvidables que no la podía obviar.

Esta ruta también es la que ha sufrido más transformaciones a medida que crecía de todas las que he hecho en la isla, ya que en un principio la excursión familiar por excelencia de los Robert Ribes consistía en coger el famoso tren al Port de Sóller y de allí partir hacia el pueblo y voltearlo. Algo que no nos costaba apenas esfuerzo si no tenemos en cuenta el hecho de cargar las bicis, dejarlas en el puerto (siempre había un familiar que tenía que ir primero de cabeza de turco al puerto) y lidiar con varios niños que pedaleaban unos mejores que otros.

A medida que crecía la dificultad iba incrementándose hasta que con mi hermano nos llegamos a atrever a desafiar las faldas del Puig Major y bordearlo hasta el precioso Pantà de Gorg Blau, con unos desniveles de tal calado que la primera vez que lo hicimos tardamos en torno a las 4 horas para hacer los apenas 20 kilómetros de distancia que tiene el recorrido.

 

La ermita de Bonany es uno de los lugares favoritos para ir de ruta de Francesc Robert R.

Las cuatro ermitas

Termino con la que es mi favorita de todas y con un auténtico rompepiernas de más de 100 kilómetros y con desniveles que se acercan a los 2000 metros. La mejor cura antiestrés que me administro cada sábado que he tenido una semana movidita.

Consiste en saliendo de Palma por S’Arenal, tomar la salida del carrer de Sant Cristòfol todo recto hacia Llucmajor, entrar en el pueblo y seguir hasta Randa tomando el desvío hasta el Santuario de Cura.

Una vez llegado al santuario, marcha atrás y personalmente aprovecho para visitar la ermita de Sant Honorat. Deshago lo recorrido hasta Randa de nuevo y continúo camino a Montuiri. Sigo hacia Sant Joan donde entre este pueblo y el de Petra nos encontramos con la siguiente ermita, la de Bonany.

Desde Petra cogemos el desvío de Felanitx, donde al llegar nos debemos dirigir hasta el Santuario de Sant Salvador y tomar media vuelta nuevamente hacia Felanitx (no debemos obviar que aquí hemos venido por las vistas).

La última de las cuatro ermitas nos espera en Porreres, donde se encuentra el Santuario de Monte Sion. De allí vuelta a Porreres, dirección LLucmajor de nuevo y cap a Palma con las piernas y las pilas bien cargadas.

Espero que os animéis a hacer una o las tres rutas, ya que son altamente recomendables, pero lo que más espero es que el listado no quede en estas tres y os pueda seguir contando de las aventuras de Francesc sobre dos ruedas.

Soy Francesc Robert Ribes: economista, entregado a seguir aprendiendo y enamorado de los pedales y las nuevas emociones. En este blog podrás conocerme y descubrir que hay vida más allá de los treinta. ¡Bienvenidos!

 

Las mejores rutas en bici por Mallorca
5 (100%) 5 votes
¡Sígueme!